viernes, 9 de diciembre de 2016

Remedios caseros para el estreñimiento

¿Tienes problemas de estreñimiento? ¿Llevas días sin ír al baño? El estreñimiento no es una enfermedad pero si es un síntoma que puede tener diferentes causas como la falta de fibra en la dieta, la falta de estímulo biliar, debilidad, bloqueo de los intestinos, entre otros. En este artículo te explicamos una serie de remedios caseros que te ayudarán con tu estreñimiento.

Zumo de naranja y kiwis

Si tienes problemas de estreñimiento deberías acostumbrarte a tomar cada mañana en ayunas un zumo de naranja natural y un par de kiwis. Esto además de estimular las descargas biliares, te refrescará los intestinos y te aportará fibra.

Desayuno ideal para combatir el estreñimiento

El Porridge de avena es un desayuno que te ayudará a aliviar tu estreñimiento. Los copos de avena tienen mucha fibra y a parte de ayudarnos a defecar son buenos para bajar el nivel de colesterol.
Ingredientes: copos de avena (si puede ser que sean finos y ecológicos, agua, 1 limón, uvas pasas. Opcional: miel, semillas de sésamo y orejones.
Elaboración:
·         Poner en un cazo una taza de copos de avena, cuatro tazas de agua fría, una cáscara de limón y un puñadito de uvas pasas.
·         Poner el cazo en el fuego hasta que empiece a hervir. Dejar la mezcla en ebullición durante unos minutos mientras la vas removiendo de vez en cuando hasta que quede espesa (unos 3 o 4 minutos)
·         Pon la mezcla en un plato o cuenco y ¡lista para comer!
·         Si quieres puedes añadirle miel para endulzarla. También puedes ponerle algunas semillas de sésamo y orejones troceados para darle un toque de sabor y color.
Este desayuno es un remedio natural muy efectivo para tratar el estreñimiento. Puedes tomarlo siempre que quieras y combinarlo con el zumo de naranja y los kiwis.

Sigue una rutina para ir al baño

Si te cuesta ir al baño porque tienes problemas de estreñimiento deberías acostumbrarte a seguir una rutina:
·         intenta ir cada día a la misma hora al baño (preferiblemente después de desayunar o de comer)
·         adopta una postura adecuada para defecar. Siéntate en el inodoro inclinándote ligeramente hacia adelante y subiendo un poco las piernas (puedes ayudarte de un reposapiés).
·         relájate para respirar y abrir bien los esfínteres.
·         haz ejercicios abdominales y respiratorios: inspirar abriendo bien los pulmones y expirar con ganas soplando. Se trata de que el diafragma empuje las heces de una manera natural mientras se abren los esfínteres.

Añade alimentos con fibra a tu dieta

Si te cuesta ir al baño es muy importante que añadas alimentos que contienen fibra a tu dieta. Alimentos como los alimentos integrales, las verduras, las frutas y algunos específicos como las semillas de lino, el salvado de avena y de trigo, semillas de zaragatona, ciruelas pasas remojadas, espinacas, pan de trigo germinado, etc...

Masajes abdominales

Puedes hacerte un masaje abdominal haciendo círculos en el sentido de las agujas del reloj. Si estás embarazada o tienes un estreñimiento muy agudo no te hagas estos masajes.

Consulta a tu médico


Todos estos métodos son naturales y no te harán ningún daño pero si llevas más de una semana sin ir al baño consulta a tu médico que te dirá que es lo mejor que puedes hacer.